miércoles, 16 de mayo de 2018

Dándole vueltas a las cosas


Hola a todos

Llevo unos días de mucho trabajo, en los que apenas he tenido tiempo para leer o escribir. Ayer fue la primera tarde desde el jueves que pude dedicarme a disfrutar de mis blogs favoritos, compartir y comentar.
A veces me siento frustrada por no poder destinar más tiempo a estas actividades que son importantes para mí. Cuando empecé este diario virtual hace dos años quise publicar a diario; después de mi “retiro” forzoso, entendí que los fines de semana podía permitirme descansar, pero incluso con esos días de asueto colgar mi post diario se me hace cada vez más complicado, porque hay muchos más asuntos que requieren mi atención.
Y no es sólo las tareas que he de hacer por obligación, es que me gusta dedicar tiempo a lo que escribís los demás, y hay días en que para poder hacer esto voy de cabeza.
Una solución sencilla y aceptable: colgar mis entradas tres veces por semana. Me parece admirable la gente que publica a diario, pero si todos hiciésemos lo mismo no habría tiempo para leer todos las entradas. Al menos yo no sabría de dónde sacarlo.
Y si veo bien que el resto del universo se “racione” y me haga la vida más sencilla (permitiéndome disfrutar de más blogs o tener tiempo para otras cosas sin sentirme agobiada) ¿por qué no puedo hacer lo mismo sin sentirme mal? 
En el fondo sé que son manías, que puede que espere y exija mucho más de mí misma que los demás (probablemente nadie espere ni exija nada y sea otra obsesión mía a añadir a la lista). Qué le voy a hacer, es mi carácter. 
Quizá sea sólo cuestión de intentar ser algo más flexible, qué fácil parece al escribirlo, imagino que es la solución para poder disfrutar sin agobios tanto de algo que amo tanto como es escribir como de la apasionante lectura de los blogs que ya considero una parte importante de mi vida.
Anda que no le doy vueltas a las cosas. Aunque no os lo creáis llevo así desde el jueves pasado. ¡¡Para que veáis que, de verdad de la buena, pienso en todos vosotros!!

Besos y feliz día a mi familia virtual






lunes, 14 de mayo de 2018

¡¡No quiero hacerme grande!! (Microrrelato)


Hola a todos. Os traigo hoy este mini-relato y aprovecho para desearos un estupendo comienzo de semana. 

                            ¡¡¡No quiero hacerme grande!!! (micro-relato)





_ ¡No quiero hacerme grande! _ me dijo, entre enfadada y llorosa _ ¡¡No quiero!! _ remachó desafiante. En ese mismo momento supe que no podría hacerla entrar en razón.
Aún así intenté explicarle que no debía tener miedo ni sentirse insegura, que crecer era hermoso; que ella estaba destinada a la grandeza, a alcanzar metas importantes pero que sólo las lograría si maduraba. Fueron muchos y muy elaborados los argumentos que empleé, pero la respuesta siguió siendo la misma, un NO rotundo, categórico. No pude hacer nada, había perdido la partida mucho antes de que empezara.
Mi historia decidió no crecer y se quedó en micro. La novela en que podría haberse convertido nunca vio la luz.



                                                    Imágenes de la red. Las eliminaré del blog si el autor lo solicita